La tentadora oferta de Ángel Ramírez (La Habana, 1954) de saborear café en una galería de arte mientras se decodifican los símbolos de sus propuestas iconográficas, ha reafirmado lo singular de su obra dentro del heterogéneo panorama de la plástica cubana actual.
 En víspera del concierto, que habrá de celebrarse el próximo sábado 8 de febrero a las 7 pm en la Basílica Menor de San Francisco de Asís, Opus Habana entrevistó a Gabriel Garrido, director de Elyma y uno de los más importantes cultores de la música antigua.